¿Cómo luchar contra los problemas financieros? | Multideas - Ideas de Negocios de todo el Mundo

¿Cómo luchar contra los problemas financieros?

¿Cómo luchar contra los problemas financieros?

Cuando una persona se enferma, existen tres salidas:

1. No hacer caso a la enfermedad, tolerar y aplazar la visita al médico,

2. Acudir inmediatamente al médico para curarse,

3. Dedicarse al autotratamiento.

Cuando a una persona le surgen problemas financieros, la situación es algo similar, pero en un perfil distinto.

1. Se puede fingir que no sucede nada de terrible o especial (¿por mucho tiempo?) y continuar la vida como de costumbre.

2.  Se puede consultar a un asesor financiero, pero esto se hace muy pocas veces.

3. Resolverlos por sí solo. Para empezar, se debe de analizar la correlación entre los ingresos y egresos. Aquí es necesario notar las ventajas, las oportunidades y la necesidad.

1EscapeLa receta universal de la recuperación financiera exitosa, que dice: “Ganar más, gastar menos e invertir la diferencia para obtener más “ganancias”, es similar a la receta para adelgazar: “Comer menos y moverse más”, que es también difícil de cumplir.   Es decir que todos saben por supuesto que cualquiera que sea la dieta, su esencia se reduce a disminuir el consumo de las sustancias nutritivas, y a mejorar y a acelerar el metabolismo y a quemar calorías. Del mismo modo, se sobreentiende que, el dinero, no proviene de ningún sitio al azar.

Para que en la “mesita de noche”, de donde uno desea coger el dinero, se encuentre el dinero, es necesario primero depositarlo allí (o encontrar a alguna persona que lo haga por uno). Nada surge de la nada. El gasto no debe de ser más que el ingreso, de otro modo, esto no durará mucho porque las reservas también se agotan (si estas surgen por casualidad mediante un manipuleo especial del dinero!). Y así la nave del sueño encallará en el banco de arena financiero. Y ningún tipo de conspiración antiquísimo, rituales de tratamiento de monedas y de sus equivalentes de papel, el conocimiento de Feng-shui o el evitar los gatos negros y los cubos vacíos no ayudarán a uno para ser rico o por lo menos para ser una persona abastecida para gastar más de lo que se gana.

Los problemas financieros principales son: el despilfarro del dinero, el ahorro insignificante, el ahorro global y los problemas de deuda.Estos son los principales problemas con los que se enfrentan los modernos “esclavos” del siglo XXI.

Para resolver estos tipos de problemas, mientras “el mal” se encuentre en su fase inicial y no haya alcanzado el punto crítico, será suficiente activar el sentido común, el intelecto, la sinceridad (sobre todo,  consigo mísmo, y en especial en el conteo del dinero), el saber contar y escribir y tolerr, que es lo más importante.

Llevar el presupuesto del hogar durante 3 días,  de la forma más correcta y sincera, no surtirá ningún efecto. Mientras que calcular (y registrar!) los ingresos y egresos por el transcurso de por lo menos varios meses, esto será casi un heroísmo, y especialmente si se hace por costumbre.

 Sobre todo despues de los primeros resultados, cuando puede resulatar que el 20 o el 30% del presupuesto familiar o personal se gasta en cosas pequeñas, que al final del mes es difícil de recordar.

Y las cosas importantes y necesarias no se compran, por que el dinero no es suficiente.

O porque el dinero gastado en recreaciones, “eliminó” la posibilidad de obtener la educación necesaria o de escuchar los cursos de capacitación profesional. O porque el dinero ahorrado del crédito con tasa cero de interés resulta ser negativo y no  con el signo positivo. Si se considera que el signo menos, es la resta del presupuesto a favor del banco o del vendedor, y el signo más, el aumento del dinero en el monedero. Porque el producto adquirido de ésta manera, no se sabe por qué resultó ser más caro en el 30% que el producto similar.

Para toda enfermedad, y asímismo para el “mal” financiero, existe su fármaco (solución) o la combinación de fármacos (soluciones)  (algunos problemas requieren de enfoques integrales).

Las soluciones

1.  Llevar el presupuesto (en forma escrita o electrónicamente).

2. Análizar el presupuesto.

3. Reconsiderar la relación al crédito de consumo.

Publicado por Mauritz.

*(Se proh’ibe copiar categ’oricamente, sin la referencia directa obligatoria a este Blog!)

(Ref.: Internet)

Compartir en redes sociales

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*



Яндекс.Метрика