Ideas №(330-334). 5 ideas de negocio de mujeres de más de 55 años | Multideas - Ideas de Negocios de todo el Mundo

Ideas №(330-334). 5 ideas de negocio de mujeres de más de 55 años

Mujeres emprendedoras que decidieron hacer negocios después de jubilarse

Ideas №(330-334). 5 ideas de negocio de mujeres de más de 55 años

Aquí les expongo una lista de mujeres emprendedoras que crearon sus propias empresas (con grandes posibilidades de crecimiento), que empezaron sus actividades  sólo después de jubilarse.

Para crear una empresa, con buenas posibilidades de crecimiento, no es necesario ser joven. La etapa de la jubilación puede ser un tiempo excelente para encontrar el espíritu empresarial de cada uno de nosotros. Para dedicarse al negocio, no es un obstáculo la dentadura postiza ni la mala visión. He aquí la demostración:

1. Happy Canes

La señora Pearl Malkin de 89 años de California (EE. UU.) empezó a sufrir de mareos después de la operación de sus ojos, por lo que sus familiares le compraron un bastón. De su aspecto, Malkin se sentía sólo peor: porque era oscuro y aburrido.

130219091746-grandma-pearl-entrepreneur-happy-canes-620xaWildCatLa abuela decidió adornar el bastón con flores de colores rosado y violeta, y las personas en la calles empezaron  a darle una gran cantidad de elogios por su obra de artesanía. Entonces se dió cuenta que podía hacer de esto un negocio. Sobre la idea se enteró su nieto Adam Landon de 29 años, quien a principios del año 2013 organizó la campaña en Kickstarter para recaudar los fondos para la producción. Los bastones de la abuela están decorados con flores de colores artificiales: lirios (azucenas), narcisos, tulipanes, etc. En vez de los $3 500 necesarios, se recaudó más de $5 000. Hoy, los bastones, denominados Happy Canes, se venden en la tienda Etsy, por $60 cada uno. Ahora la empresaria desea contratar asistentes para hacer diariamente de forma estable de 10-20 bastones. En una entrevista con la CNN, la señora Malkin dijo que quería vivir hasta los cien años, y durante todo todo este tiempo estar ocupada.

2. ROAR Motorcycles

Kathy Tolleson de Florida (EE. UU.), es la madre de cinco niños y la abuela de 13 nietos. Esto a ella no le impidió en el 2008, y a la edad de 55 años, para crear propia empresa: la tienda de motocicletas para mujeres: ROAR Motorcycles. En esta tienda a las muchachas les ayudan a escoger las motos convenientes para el embalaje y por el color. También se vende allí ropa femenina para motociclistas. La señora Tolleson, es una gran especialista en motocicletas: por primera vez, ella se sentó en el volante de una motocicleta Honda 50, cuando ella tenía sólo 10 años.

Con la apertura de la tienda, a Tolleson le ayudó su esposo Rodney. Él, como copropietario de un banco local, por más de 26 años, le concedió el crédito de $500 000. La ganancia en el primer año fue de $700 000, que no aumentó durante la recesión, pero y a partir del 2010 aumenta el 10 % al año.

Pero el sueño principal de Tolleson no fue simplemente vender motocicletas, sino fabricar  las propias. Esto lo realizó en el 2009. Ella denominó a su propia moto: WildKaT, que se caracteriza por tener situado por debajo el centro de gravedad que hace que sea cómodo para manejar por las mujeres. Porque en las mujeres, la parte inferior del torso es más fuerte, por lo general, que la parte superior. WildKaT cuesta $25 000.

3. Pouchee

La ama de casa Anita Crook de Carolina del Sur (EE. UU.) nunca soñó co tener su propio negocio. A los 58 años de edad, ella deseaba dedicarse por completo a sus nietos, pero se le ocurrió una idea de negocio por varios millones de dólares, y fue así como ella se convirtió en una dama de negocios incansable.

Como cualquier mujer, Crook se sentía cansada de los estuches de cosméticos y de las bolsas que eran poco prácticas: porque en estas las cosas se pierden, como en el abismo, en la búsqueda del lápiz labial pueden pasar horas. Y fue así cómo ella dibujó  el estuche de cosmético ideal: con un montón de secciones y bolsillos. Después le mostró los esbozos a una conocida que sabía coser. El resultado fue un bolso cómodo y espacioso.

Después, el asunto fue de pura técnica de fabricación y comercial: Crook encargó una partida de prueba de bolsas de cosméticos en China. A su invención le denominó: Pouchee. Las primeras 2 000 piezas los vendió en la tienda de un conocido. Para empezar le bastó $10 000, de sus ahorros personales.  En el 2010, es decir 5 años después del lanzamiento, la facturación de la empresa fue de $2 millones. Ahora ella se dedica también a fabricar billeteras y bolsos.

4. The Exerhoop

Sue Davies, de Nueva Zelanda, es la abuela de 6 nietos, pero que sobre su edad prefiere no difundirlo, ya que tiene energía más de lo suficiente. Ella regularmente acude al gimnasio, y hasta hace poco se sentía frustrada por la falta de aros de tamaño adecuado.

Resulta que todos los aros, con los que ella se topó, habían sido diseñados para niños o jóvenes, con talle estrecho. Si el aro es demasiado pequeño para la persona adulta, se le tiene que hacer girar a la máxima velocidad, y esto es muy difícil y no tan eficaz en la lucha contra los centímetros por demás.

El diámetro de los aros, que fabrica Davis, es de un metro. «Por fin aparecieron los aros para adultos a un precio accesible», dijo la abuela. En abril de este año, ella abrió su tienda en Internet:  The Exerhoop. Un aro de Davis cuesta $25. Por semana, ella vende no menos diez productos.

5. Visiting Angels

En el año 2002, Lucille Green de 71 años de Illinois (EE. UU.) se encontraba en una situación vital difícil: su marido habia fallecido del cáncer, y le pareció que su propia vida también habia acabado. Para sacarla de la depresión, un conocido suyo le sugirió dedicarse al negocio, por ejemplo, como franquiciada (franchisse) de una empresa conocida.

Green hizo exactamente eso: se convirtió en la mayor franquiciada de la agencia Visiting Angels, que se dedica a la atención a domicilio de los personas ancianas. Ahora, Green de 81 años, es la cliente de edad avanzada. Ella misma tiene sus asistentes, que entienden de los documentos de la empresa. Green perdió la visión, pero no deja de hacer negocios. Tres veces a la semana ella va obligatoriamente  a la oficina.

——-

Publicado por Mauritz.

160cooltext(Se prohíbe copiar categóricamente, sin la referencia activa obligatoria a este Blog!)

(Ref.: Internet)

 

Compartir en redes sociales

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*



Яндекс.Метрика