Idea № 288. Cómo ganar en Internet con el deseo de adelgazar | Multideas - Ideas de Negocios de todo el Mundo

Idea № 288. Cómo ganar en Internet con el deseo de adelgazar

Idea № 288. Cómo ganar en Internet con el deseo de adelgazar
Zaggora

Foto: Zaggora

Esta entrada trata de la historia real de negocio de una pareja: Dessislaba y Malcom Bell, pero, la idea sobre ropas deportivas para adelgazar, en sí la concibió Dessislava.

Ahora, la tienda online de ropa deportiva Zaggora, se ha vuelto mu popular en los EE. UU. y yá esta funcionando en Europa. Desde luego, ya que la esbeltez (o las buenas proporciones corporales) se valora en todo el mundo.

La concepción de la idea

Dessislava Bell experimentaba su 21-avo prototipo de invención, cuando por fin se convenció que el resultado fue ideal. “Mi talla se redujo en varios centímetros, en tan sólo 2 semansas”, dijo ella en una ocasión. El invento de Bell: son pantalones apretados de entrenamiento para mujeres, que mediante una tecnología especial mantenienen el calor del cuerpo y que, gracias a esto, obligan a la persona a sudar intensamente. Sus clientes estaban encantados de los resultados. Despues de 10 meses de su apertura en el año 2011, el número de pedidos de la tienda Zaggora ( fue así como Dessislava y su esposo Malcolm decidiceron denominar a su empresa) se aproximó a  las 100 000 unidades. Y el ingreso de la empresa, durante el primer año, fue de 10,7 millones de £ (o 16,6 millones de $).   Desde entonces, Zaggora, que emplea a 30 personas en Londres y 70 más, en todo el mundo, ha vendido 650 000 unidades de sus artículos en 126 países.

La estrategia para las ventas

Ellos decidieron utilizar la fórmula sencilla accesible del comercio por Internet, es decir de recibir los pedidos por su sitio-web, pero, captdando clientes mediante las redes sociales.

El valor de una buena recomendación

En las páginas de Twitter y en varios blogs para mujeres que deseen adelgazar, Malcolm publicó un anuncio publicitario en el que prometió regalar shorts, si las chicas comentan la página de Zaggora en Facebook. 200 shorts, de 500 que se confeccionaron especialmente para esta promoción, se esfumaron al instante. “Las respuestas que recibimos, fueron muy positivas”, dijo Bell. Ahora Zaggora cuenta yá con 400 000 suscriptores en Facebook.

La campaña de publicidad de Zaggora en Internet fue ampliamente aprobada por los expertos, pero la opinión de Malcolm (que fue casi el único responsable de la campaña), es modesta:  “Todo lo que hemos hecho, fue que en realidad creamos una página magnífica en Facebook“.

Los Bell, durante largo tiempo trataron de decidir quién de ellos  sería el representante oficial de la empresa. Se optó por Bessislava, porque ella, como empresaria joven, puede atraer la atención de la prensa para la empresa. “Nos dimos cuenta de que algunas chicas se horrorizaban cuando me veían”, dijo Malcom sonriendo.

Al borde del fracaso

La idea de promocionar la empresa por Internet, surgió por la insuficiencia del capital inicial.  Esta política le trajo éxito a Zaggora, pero también casi arruinó la empresa. Dos meses despues del inicio de las ventas, los Bell se dieron cuenta de que habían vendido 50 000 unidades, que no existían en stock. Su sitio-web prometía que los artículos serían entregados en un plazo máximo de 5 días, mientras que la nueva partida llegaría al almacén sólo dentro de 6 semanas. “La demanda había crecido tanto que nosotros no podíamos satisfacer la oferta. Pensamos, que quebrariamos“, recuerda Malcolm. Entonces, los Bell decidieron  ofrecer a los clientes  o bién devolverles el dinero o esperar el lote siguiente. “El 90% de los clientes no pidió que se les devuelva el dinero, más bien decidieron esperar. Esto fue un momento importante para la empresa”, señaló Malcolm.

Ellos preveen reformar la empresa, ya que se tienen que regularizar muchas cosas, incluido es sistema de suministros y el procesamiento de la ejecución de los pedidos. Estos cambios en la empresa, por algún tiempo frenará el rápido crecimiento de la demanda. Esto fue la idea de Dessie, porque yo quería seguir trabajando con la creciente demanda, aseguró Malcolm, pero, a las finales, quedó claró que ahora es mejor construir la infraestructura que en el futuro nos permitirá aún crecer más. Porque, para una tienda online de rápido crecimiento de artículos en línea, es una de las condiciones más importantes para la superviviencia.

Al primer proveedor fabricante de telas tailandés, Malcolm lo encontró a través de Internet.   Cuando estuvo claro los volumenes de las compras, Malcolm le persuadió a renunciar a casi todos los proyectos restantes, con la promesa  de comprarle constantemente altas cantidades. Ahora Zaggora forma el 90% de sus pedidos a este proveedor, pero también trabaja con empresas más grandes.

La idea para las embarazadas

La familia Bell posee el 90% de la empresa y no piensa venderla. Por su puesto, el capital de riesgo pudo haber contribuido para que la empresa sea aún más popular, pero la pareja no desea perder el control. Ni siquiera utilizaron los programas del gobierno para respaldar el negocio.Nunca quisimos que alguien nos ayude, porque queríamos hacerlo todo nosotros  mismos“,- explicó Malcolm- “Nunca recurrimos a la financiación bancaria y no tenemos ninguna deuda.  En dos o tres veces estuvimos al borde de la bancarrota, pero la creciente demanda siempre nos salvó”.

Dessislava y Malcolm se conocieron en la universidad. Ahora están a la espera de su primogénito. Dessislava dice que despues del nacimiento del niño habrá también bastante tiempo para dedicarse a los negocios como antes. “Nuestro hijo vivirá en la oficina”, prometió. Por otro lado, Dessislava ha concebido otra idea: ahora ella fabricará ropa deportiva para mujeres embarazadas que quieren mantenerse en forma.

Publicado por Mauritz.

(Se prohíbe copiar categóricamente, sin la referencia activa obligatoria a la dirección de este blog!)

(Ref.: Vedomosti.ru; Zaggora.com)

Compartir en redes sociales

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*



Яндекс.Метрика